¿Tendrá buen fin?


Hoy arrancó la promoción del comercio organizado que se llama El Buen Fin, como un intento por mover la economía, según han explicado los dirigentes de comerciantes.
Pero no a todos cae bien este programa, porque representa más un gasto para los consumidores y cuando llegue la temporada de navidad, los ingresos ya estarán mermados.
Por ejemplo la Confederación de Trabajadores de México (CTM) aseguró que la cuesta de enero se adelantará a diciembre, si se paga el aguinaldo en estas fechas.
Fernando Salgado, secretario de Acción Política de la CTM dijo que el gobierno debe instrumentar medidas, como desgravar el aguinaldo, horas extra y utilidades en beneficio de la clase trabajadora.
Añadió que aunque ya se aprobó el paquete presupuestal 2012, la CTM insistirá ante el poder legislativo para que el aguinaldo, utilidades y horas extra se desgraven.


También dijo que el gobierno debe mejorar su esquema de cobro del IVA, pues se sabe que en ese rubro existe mucha evasión fiscal.
Entonces, se han hecho exhortos a los asalariados que reciban su aguinaldo (o parte de él) en esta primera quincena de noviembre, para que ahorren, sean prudentes a la hora de comprar y adquirir sólo los productos que de verdad hagan falta.
Algunos afirman que el Buen Fin sólo traerá beneficios a los comerciantes, pero la iniciativa es para mover el flujo del dinero, en una economía que está paralizada.
Sin embargo, a pesar de los argumentos en contra, los comerciantes están optimistas en que se rebasarán las expectativas del año pasado, y esperan que la derrama sea un 30 por ciento más que el año anterior.
INTENTO DESESPERADO
Algunos califican como un desesperado intento por reactivar la economía interna, promoviendo una campaña de consumismo que pondera el uso del crédito entre ciudadanos que no tenían efectivo para adquirir productos, ni siquiera en oferta.
Y dicen que El Buen Fin es un remedo inspirado en estrategias para impulsar el consumo interno como el famoso “Black Friday”, estadounidense.
El caso es que habrá dinero y mucho movimiento comercial estos tres próximos días, lo que queda claro es, que para que la gente salga a comprar, debe tener dinero, por lo que el gobierno Federal autorizó el pago del aguinaldo o parte de él a los burócratas y muchas empresas privadas se sumaron a la iniciativa.
Los ayuntamientos también se sumaron, pero muchos de ellos n pudieron cumplir debido a su propia situación financiera.
Ojalá que este programa traiga beneficios para todos y no salgan los aprovechados a engañar a los compradores con ofertas simuladas, como lo hacen algunos centros comerciales, cuando hacen sus “grandes promociones” de media noche.

mexmel@gmail.com

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Sismos provocados?

Ser honrado a fuerza

¿Cuál es el cambio que quieres?